29.11.08

El talento oculto de Rigon

Así titula Italiaracing.net su artículo dedicado al joven piloto italiano Davide Rigon. Y no es para menos. Davide pasa por ser el principal exponente del automovilismo italiano, por encima de compatriotas suyos como Luca Filippi o Edoardo Mortara. Sin embargo, Rigon no para de ver cómo se le cierran las puertas para demostrar la calidad que atesora, y eso a pesar del inconstestable currículum que atesora el joven de 22 años.

Tras dejar constancia de sus dotes en la F-Renault y en la F3 italiana, previa victoria de la F-Azzurra, refrendó todo la pasada temporada al imponerse claramente en el campeonato italiano de F3000 y en la EURO3000, que si bien no se trata de una categoría realmente competitiva (poco más de 10 vehículos toman parte) sí supone un buen punto de aprendizaje y una buena manera de acostumbrarse a la cinducción de monoplazas más potentes que los de la F3.


Un ligero paso por las World Series consiguiendo puntuar en su debut y un pequeño test en GP2 de nada le han servido. Esta temporada se ha visto abocado a los grandes turismos -categoría que viene a ser el cementerio de todos aquellos aspirantes a la Fórmula1 que deciden abandonar el complejo mundo de los monoplazas- y a la Superleague. Y ha sido en esta última competición donde ha vuelto a brillar con luz propia, compitiendo para el Pekín Gouan, gestionado por los austriacos de Zakspeed. Ha vencido claramente y su nombre debería volver a sonar para la GP2, donde debería estar desde hace un año.